Comcast invertirá 1.000 millones para proveer internet a los pobres de EEUU

Comcast invertirá 1.000 millones para proveer internet a los pobres de EEUU

SAN FRANCISCO.- El gigante de las telecomunicaciones Comcast prometió este miércoles invertir 1.000 millones de dólares en los próximos diez años para proveer internet a las personas con menos recursos económicos de EE.UU.

La firma de Filadelfia indicó en un comunicado que este dinero irá destinado a proyectos para instalar redes WiFi en centros educativos y comunitarios, sufragar la donación de ordenadores y subvenciones a entidades que promuevan oportunidades laborales en campos como la tecnología y la emprendeduría.

Comcast dijo esperar que esta inversión tenga impacto sobre un total de 50 millones de estadounidenses.

Aunque los diferentes Gobiernos de todos los colores en EE.UU. en las últimas décadas, desde Bill Clinton hasta Donald Trump y la actual Administración de Joe Biden, han remarcado la necesidad de garantizar el acceso a internet a toda la población, los avances han sido más bien escasos, en gran medida porque nunca se ha visto como una prioridad absoluta.

El hecho de que esta sea una de las pocas cuestiones que aúnan a republicanos y demócratas en unos tiempos de polarización extrema responde también a que afecta muy directamente a dos de sus respectivas bases electorales: la población rural y de zonas aisladas en el caso de los conservadores y las minorías empobrecidas de las grandes urbes en el de los progresistas.

La nota positiva es que la pandemia ha obligado a las Administraciones a desempolvar o acelerar sus planes en todo el país y, por ejemplo, ciudades como San José (California) o Nueva York ya han iniciado programas para proveer acceso a internet gratuito a estudiantes y gente de pocos recursos en colaboración con los principales proveedores de banda ancha.

En Estados Unidos, 4,6 millones de hogares con niños en edad escolar (de 6 a 18 años) solo tienen acceso a internet en el teléfono móvil, algo que es especialmente prevalente entre las familias inmigrantes.

Share this: