Por qué el «yuan digital» chino puede ser una amenaza para el dólar y para las criptomonedas

Por qué el «yuan digital» chino puede ser una amenaza para el dólar y para las criptomonedas

Hace cientos de años, hubo un invento que revolucionó el comercio mundial: el papel moneda (o billete).

Esta herramienta cambió para siempre la forma en que las personas intercambiaban sus bienes. Su origen está en China, donde lo llamaban «dinero volante», y es tan antiguo como el siglo VII.

Hoy, es este mismo país el que está liderando lo que parece ser una nueva revolución para la economía del planeta: la moneda digital.

El gobierno encabezado por Xi Jinping comenzó a implementar el yuan digital en varias ciudades del país, incluida su capital Pekin, a través del Banco Popular de China (PBOC, por sus siglas en inglés).

A pesar de que hay otros países en carrera para emitir este tipo de monedas, este «plan piloto» chino representa el primer intento real de distribución de una divisa digital pública de las grandes economías del mundo.

Y, ahora, pretenden expandirlo: el domingo, el vicegobernador del banco central, Li Bo, afirmó que ampliará los experimentos del yuan digital a más ciudades del país luego de que las pruebas demostraran que el mecanismo de emisión y distribución del yuan digital —también llamado e-CNY—, es compatible con el sistema financiero existente.

El gobierno de China, encabezado por Xi Jinping (en la foto), comenzó a implementar el yuan digital en varias ciudades del país.
Los efectos de la decisión del gigante asiático pueden ser enormes para otras economías del planeta. Para empezar, para Estados Unidos, que en los últimos años ha visto constantemente amenazada su hegemonía como potencia mundial tras el rápido crecimiento de la economía china.

Según expertos, el yuan digital podría terminar de sacudir el poder americano si logra desbancar la histórica supremacía que ha tenido el dólar.

Su lanzamiento también podría agitar el mercado de las criptomonedas, sobre todo si las autoridades chinas endurecen sus regulaciones.

Pero partamos por lo primero: ¿qué es el yuan digital y qué diferencias tiene con las monedas virtuales ya existentes?

Características del yuan digital
El yuan digital tiene como objetivo reemplazar parte de los billetes y las monedas en circulación. Estará controlado por el banco central de China, que se encargará de emitir el nuevo dinero electrónico.

Pagos internacionales más rápidos y baratos, además de transacciones más seguras, están entre sus ventajas.

El Banco Popular de China controlará el nuevo dinero electrónico.
A diferencia de las criptomonedas u otro tipo de representación digital de dinero utilizada por la banca comercial, esta moneda digital tiene su equivalente en el mundo real, es decir, está respaldada por dinero físico y sometida a las regulaciones del gigante asiático.

Además, no goza del anonimato de las criptomonedas, que es una herramienta descentralizada que no almacena datos personales ni registros históricos de las transacciones de sus usuarios.

De esta forma, expertos aseguran que el yuan digital le podría permitir al gobierno de Xi Jinping monitorear su economía y las transacciones de su población.

El gobierno chino comenzó a investigar sobre la digitalización de su moneda en 2014, aunque no fue sino hasta 2017 que se aprobó un programa de desarrollo de la divisa.

Y hoy están más cerca que nunca, con una meta clara: que su uso se expanda a todos los ciudadanos chinos y visitantes extranjeros durante los Juegos Olímpicos de Invierno que se realizarás en febrero de 2022.

¿Por qué puede ser una amenaza para el dólar?
Pekín pretende posicionar el yuan digital para su uso internacional, donde el dólar estadounidense ha tenido supremacía hace décadas.

De acuerdo con el sitio de noticias Bloomberg, la administración del presidente de Estados Unidos, Joe Biden, está monitoreando de cerca el desarrollo de esta moneda pues algunos funcionarios estarían preocupados de que la divisa represente una atractiva oferta a largo plazo para algunos países, derrocando al dólar como la moneda de reserva dominante en el mundo.

La administración del presidente de Estados Unidos, Joe Biden, está monitoreando de cerca el desarrollo del yuan digital.
Autoridades estadounidenses estarían redoblando sus esfuerzos para comprender cómo se distribuirá el yuan virtual y si también podría usarse para evitar las sanciones estadounidenses, afirma Bloomberg.

China, sin embargo, ha intentado disipar estos temores.

Li Bo dijo el domingo que su objetivo «no es reemplazar el dólar estadounidense u otras monedas internacionales». «Nuestro objetivo es permitir que el mercado elija, para facilitar el comercio y la inversión internacional», agregó.

El vicegobernador del banco central también afirmó que, por el momento, la motivación del yuan digital se centra «en el uso doméstico» aunque reconoció que podría haber un uso transfronterizo «a largo plazo».

En conversación con BBC News Mundo, el director del SOAS China Institute de la Universidad de Londres, Steve Tsang, explica que el lanzamiento del yuan digital es parte de la estrategia de «internacionalización» de la moneda china.

Según expertos, el yuan digital podría terminar de sacudir el poder americano si logra desbancar la histórica supremacía que ha tenido el dólar.
«El problema con la internacionalización de la moneda tradicional es que China tendría que permitir su libre comercio, lo que el partido comunista no aceptará porque reducirá su control. Pero el uso de la versión digital permitirá que sea mucho más fácil y amplio para el comercio internacional sin que el partido ceda su control», asegura.

A pesar de que Tsang afirma que aún es muy temprano para concluir que el yuan digital puede desbancar al dólar, afirma que la moneda estadounidense «ya ha decaído» en los últimos años y que «mientras China se convierta en un país comercial cada vez más importante, más países que comercian con él pensarán que el yuan digital puede funcionar bien para ellos, entonces lo usarán cada vez más».

«China y Xi Jinping tienen grandes ambiciones, quieren que el país sea un actor global de primer nivel y un tomador de reglas en el mundo, por lo que no me sorprende que (el yuan digital) se lo estén tomando muy en serio», concluye.

¿Y las criptomonedas?
A pesar de que las criptomonedas ofrecen un servicio diferente al del yuan virtual, hay quienes aseguran que el plan de China pone en peligro el mercado de este tipo de dinero en línea.

Así lo ha afirmado Phillip Gillespie, director ejecutivo de B2C2, uno de los mayores proveedores de liquidez de criptomonedas y líder en operaciones electrónicas extrabursátiles.

«Una vez que se introduzca un yuan digital, ese será uno de los mayores riesgos en las criptomonedas», dijo a Bloomberg.

La razón que podría explicar este riesgo tiene que ver con las posibles regulaciones que China puede imponerle a las criptomonedas, lo que podría interrumpir la liquidez de las plataformas de negociación de las divisas digitales.

A pesar de que las criptomonedas ofrecen un servicio diferente al del yuan virtual, hay quienes aseguran que el plan de China pone en peligro el mercado de este tipo de dinero en línea.
Hay que considerar que el Banco Popular de este país vetó en septiembre de 2017 las transacciones con bitcoins para empleados y entidades bancarias, pues consideró que este tipo de operaciones son una recaudación ilegal de fondos.

No obstante, este domingo el vicegobernador del banco central,Li Bo,llamó al bitcoin una «alternativa de inversión», marcando un cambio de tono significativo al respecto aunque añadió que todavía están investigando y analizando los requisitos regulatorios que pretenden imponerle.

Otros exponentes pioneros de las criptomonedas también han afirmado que, con la posible externalización del yuan virtual, este mercado pierde su potencial.

«Algún día todos usarán la moneda digital de China«, le dijo a la BBC Chandler Guo, dueño de Bitbank y emprendedor del bitcoin, quien hace unos años creía que el bitcoin cambiaría el mundo (y reemplazaría al dólar) pero ahora ve al yuan digital como la nueva fuerza emergente.

Con todo, aún queda tiempo para comprender el alcance real que tendrá el yuan digital. Mientras, muchos países intentan preparar a toda velocidad sus propias divisas digitales con el fin de no quedar atrás en caso de que China, una vez más, sorprenda al mundo con su revolución monetaria.

Share this: